jueves, 9 de julio de 2015

«Los Minion» — La película — Illumination Entertainment




El Rincón de las Páginas ha querido ser desde sus orígenes el hogar de todas las historias del mundo. Por ello, hoy vamos a dar un paso adelante y vamos a comenzar a hablar de aquellas narraciones que nos llegan en un formato distinto al papel: las películas. Como vengo contándoos desde hace tiempo, el blog se está expandiendo hacia más secciones y formatos cada vez (y en septiembre llegarán muchas sopresas). Si a ello le sumamos el gran amor que profeso a las películas de dibujos animados, creo que no hay una forma mejor de dar comienzo a esta etapa que hablando sobre Los minions, la última película de Illumination Entertainment.


Título: Los minions
Director: Kyle Balda y Pierre Coffin
Guión: Brian Lynch
Música: Heitor Pereira
Género: Comedia de animación
Duración: 91 minutos
Año de estreno: 2015




La historia de Los Minions se remonta al principio de los tiempos. Empezaron siendo organismos amarillos unicelulares que evolucionaron a través del tiempo, poniéndose siempre al servicio de los amos más despreciables. Ante su incapacidad para mantener a esos amos – desde el T. Rex a Napoleón –, los Minions acaban encontrándose solos y caen en una profunda depresión. Sin embargo, uno de ellos, llamado Kevin, tiene un plan. Acompañado por el rebelde Stuart y el adorable Bob, emprende un emocionante viaje para conseguir una jefa a quien servir, la terrible Scarlet Overkill. Pasarán de la helada Antártida, a la ciudad de Nueva York en los años sesenta, para acabar en el Londres de la misma época, donde deberán enfrentarse al mayor reto hasta la fecha: salvar a la raza Minion de la aniquilación








Para aquellos que hayáis estado viviendo en la luna y no sepáis qué es un minion, hablemos un poco sobre ellos.



La palabra «minion» es una palabra inglesa que pueda traducirse literalmente por «esbirro»; según el Diccionario de la Real Academia Española  se define como «oficial inferior a sueldo o movido por interés». Sin embargo, si realmente queremos conocer qué son estas nuevas figuras del mundo de la animación, una mejor descripción sería: «ser amarillo con uno o dos ojos, boca, brazos y piernas, que viste peto vaquero, guantes y zapatos, que profesan un cariño especial a las bananas y cuyo objetivo es servir al villano más poderosos del mundo», eje sobre el que gira su película.

Esta no es la primera aparición de estos seres en la gran pantalla. Se dieron a conocer en las películas de Gru, mi villano favorito y Gru, mi villano favorito 2, en las que sus bromas y la forma en la que tenían de ayudar a su jefe, hicieron que se ganaran el afecto de todos los que vimos esos largometrajes.

Como dijeron sus productores, la película tiene como objetivo mostrar a los fans el origen de los minions. Durante los primeros quince minutos de película se nos mostrará todos aquellos villanos a los que han servido a lo largo de sus días. Nada nuevo si has visto los tráileres, ya que esto no es más que una breve introducción al argumento del largometraje.
Cansados de no tener ningún jefe al que servir —ninguno les dura demasiado—, tres minions, Kevin, Stuart y Bob, abandonan la cueva donde se esconden de sus enemigos y se embarcan en la aventura de encontrar al ser más malvado del universo para convertirse en sus ayudantes. Los creadores de la película han hecho un trabajo fantástico diferenciando a estos tres amigos y han construido una personalidad muy potente para cada uno de ellos. Será difícil que no te encariñes con ellos. Mi preferido fue Kevin, aunque los otros dos le siguen de cerca.



La película tiene una duración de noventa minutos en los que no pararás de reírte. Desde su inicio nos encontraremos ante una concatenación de chorradas y situaciones absurdas que encajan perfectamente en el mundo minion y que en ningún momento desconcertarán al espectador. Las carcajadas del público resonaran entre las cuatro paredes de la sala.

Otro aspecto que me ha gustado mucho es la forma en la que se ha creado el idioma de estos seres amarillos. Su lenguaje está compuesto por un conjunto de palabras reales de diferentes idiomas: inglés, francés, español e italiano son los que yo pude identificar en la película. ¿Alguno vio más? Me parece un acierto hacerlo de esta forma en lugar de haberse limitado a decir palabras sin sentido, ya que permite al espectador seguir perfectamente sus conversaciones, aunque no tengan ningún sentido y escuches cosas como «con la papaya».

Si tengo que hacer alguna crítica a la película es que dicen muy poco la palabra «banana». Puede parecer una tontería, pero es algo que a los que hemos visto las dos primeras películas nos puede llegar a sorprender debido a que en estas se muestra la obsesión que tienen los minions por esta fruta y las incontables veces que lo repiten a lo largo del metraje. Alguna escena diciendo todos «banana» hubiese sido un buen guiño.

Pero si hablamos de guiños, la película realiza dos o tres a las películas originales que solo los más atentos captarán. Estad atentos a la «Villain Con», igual veis a algún personaje que os suena.



También quería dedicar unas palabras al fenómeno mundial que están suponiendo los minion. Habrá poca gente que no los conozca a día de hoy, y es que en España se ha convertido en el estreno de animación más visto de los últimos seis años (superando a éxitos como Frozen). Me cuesta mucho recordar un boom así desde que era joven y aterrizó Pokémon en nuestro país.


A eso le tenemos que sumar que el cariño e interés por estos seres no entiende de edades. Cuando entré a la sala de cine me quedé gratamente sorprendido al descubrir que había más espectadores adultos que niños, y que gran parte de las parejas que acudían al sitio no lo hacían acompañados de los más pequeños de la casa.

La sala no estaba llena, pero no es de extrañar. Tuve el placer de ver la película en los cines de Alcobendas, los cuales dedicaron cinco salas, con cuatro sesiones diarias cada una, a la película, lo que nos permite imaginar las expectativas de éxito con las que cuenta el largometraje. Posteriormente llegué a Tres Cantos y descubrí que de ocho salas con las que cuenta su cine, tres estaban dedicados a estos seres amarillos.

La única pega que le pongo al sitio donde disfruté la película, los cines Herón Diversia (ENLACE) son los más cómodos que he probado nunca, es el precio de la entrada. Me parece que a día de hoy cobrar 9,50 € por una entrada de cine es exagerado. Lo pagué porque no me esperaba un coste tan elevado y ya que estaba allí tenía ganas de ver la película, pero no creo que vuelva por esos lares.  Aun así, la reflexión con la que me quedo es que a pesar de este factor, y de la gran cantidad de salas dedicadas, la sesión a la que yo acudí estaba prácticamente llena. Los productores deben de estar dando saltos de alegría ahora mismo.

Como conclusión solo me queda decir que recomiendo totalmente la película y que además os animo a verla en la gran pantalla. Ahora que el calor aprieta, ¿qué mejor que pasar una tarde riéndote, comiendo palomitas y bajo el aire acondicionado? No se me ocurre un plan mejor. Eso sí, sed más listos que yo y buscad unos cines con unos precios asequibles.

Para despedirme solo querría pediros que me perdonéis aquello que no os haya gustado de la forma de opinar sobre una película. Es la primera vez que lo hago, pero planeo hacerlo más y mejorar con el tiempo.



.

16 comentarios:

  1. Tengo muchas, muchas ganas de verla. Iré al cine pronto creo yo.
    Llevo meses esperando que la saquen.
    Momento fangirl infantiloide off.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que te guste tanto como a mí. Yo estuve casi todo el rato riéndome.

      Eliminar
  2. A mí las películas anteriores me apasionaron. Creo que en Gru 2 los explotaron de una manera muy necesaria, pero en esta ocasión me han resultado cansinos ya. La verdad es que fue una decepción, porque de veras quería disfrutar de la película.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una pena, hay momentos para todo. A mí esta no me ha sobrado, pero sí que espero que no empiecen a sobreexplotar a estos personajes.

      Eliminar
  3. Aún no la he visto... pero le tengo muchas ganas
    seguro que me encanta, porque soy minion adicta
    un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estos seres amarillos están pegando muy fuerte. A mí me han conquistado.

      Eliminar
  4. Los amo!!!!!!! aún no la veo pero ya no puedo esperar!!!!! yo también soy minion adicta jajaja Saludos :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no tardes en verla, yo no me arrepiento de haber ido a verla a la gran pantalla.

      Eliminar
  5. La verdad es que yo ando perdida como no he visto gru no sabía de donde salían los muñecajos estos que veo por todas partes jajaja a ver si le pongo remedio ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Échales un ojo. A mí las de Gru me gustaron mucho también ^^

      Eliminar
  6. ¡Hola! vi esta película ayer y si que es verdad lo que dices que no puedes dejar de reírte xD desde que empieza ya te divierte. Yo también la recomiendo, fue muy divertida.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te haya gustado. La verdad es que han hecho un buen trabajo con estos bichos jaja.

      Eliminar
  7. A mi me pareció una petardez la verdad. Ya de por sí las de gru no me gustaron nada. Los minions siento decir que, a pesar de que son muy monos, no dan como para una película.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es normal. Si Gru no te gustó esta era imposible.

      Un saludo, Mugen.

      Eliminar
  8. La verdad no tenía demasiada confianza en Los Minions , ya que me costaba creer que las simpáticas criaturas amarillas que aparecieron por primera vez en 'Gru, mi villano favorito' (Despicable Me) fueran a ser capaces de liderar su propia película sin que acabasen saturando al espectador. He de confesar que me equivocaba, ya que 'Los Minions' es una muy entretenida precuela que supera holgadamente al original para convertirse en la mejor película de la saga con amplia diferencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, no hay mucho más que tonterías, pero son tonterías muy divertidas.

      Eliminar