sábado, 28 de noviembre de 2015

«Inside out» (Pixar) — Crítica



Título: Inside out/Del revés
Director: Peter Docter y Ronaldo del Carmen
Productora: Pixar Animation Studios/Walt Disney Pictures
Guión: Michael Arndt
Música: Michael Giacchino
Género: Familiar, Animación, Fantástico, Aventuras, Comedia
Duración: 94 minutos
Año de estreno: 2015



Hacerse mayor puede ser un camino lleno de obstáculos. Riley debe dejar el Medio Oeste cuando su padre consigue un nuevo trabajo en San Francisco. Ella se deja guiar por sus emociones: Alegría, Miedo, Ira, Asco y Tristeza, e intentará adaptarse a su nueva vida en San Francisco, pero el caos se instala en los Cuarteles Generales de las emociones. Aunque Alegría, la emoción principal, intenta mantener una actitud positiva, las demás emociones chocan a la hora de decidir cómo actuar en una nueva ciudad, un nuevo hogar y una nueva escuela.








Cuando hablamos de películas de animación, no tenemos dudas de que una de las grandes compañías del sector es Pixar. La empresa americana siempre nos sorprende con sus planteamientos, como ya vimos en obras como Toy Story, Up o Wally, cuyos argumentos consiguieron llegar tanto a adultos como a niños, incluso más a los primeros, pues muchas veces los profundos mensajes que manda el director son difícilmente captables por los más pequeños. Con Inside out se han superado y han producido un largometraje lleno de sutiles toques de información que hará que aquellos que están abandonando la niñez, y a los que la dejaron hace mucho tiempo, se paren un momento a pensar y a sentir una puñalada de nostalgia.

Del revés —como se ha llamado en España— nos cuenta la historia de Riley, pero lo hace de una manera nunca vista, a través de sus emociones. Gracias a la personalización de estos sentimientos nos introduciremos en la cabeza de esta niña y descubriremos como Alegría, Tristeza, Miedo, Asco e Ira, se las apañan —con más dificultades que facilidades— para dirigir la vida de este personaje. La trama versa sobre lo difícil que es hacerse mayor y de como se van complicando las cosas a medida que crecemos.



Uno de los puntos fuertes de la película es que consigue un equilibro perfecto entre mensajes para adultos y diversión para los más pequeños. Está claro que estos dos diferenciados sectores no entenderán igual la película, pero ambos quedarán satisfechos cuando salgan del cine, o se levanten del sofá de casa. Mientras que los niños disfrutarán imaginando el trabajo de las emociones en sus cabezas, y de como las bolas de recuerdos se mueven de un lado para otro de nuestro cuerpo, los adultos recapacitarán sobre todo aquello que han ido olvidando a medida que crecen. Si no habéis visto aún la película, quiero que cuando lo hagáis os fijéis en una escena en la que de fondo se está demoliendo el castillo de Disney, acción que simboliza la destrucción de los sueños de los niños a medida que crecen, y de como muchas cosas que nos ilusionaban en la infancia caen en el olvido de nuestros recuerdos, detrás de una puerta que, al no abrirla jamás, acabarán desapareciendo.

¿Es Pixar el mejor estudio de animación a día de hoy? Es una pregunta con difícil respuesta, pero si yo me tuviese que mojar diría que sí, que está un paso por delante del resto gracias a la profundidad de sus películas. Posiblemente, Inside out sea la película más adulta que han creado nunca, aunque esta compañía ya cuente con un larga experiencia en películas en las que se habla de aquello que dejamos al crecer —Toy Story 3—.



Es una película que os hará emocionaros. Yo acabé soltando alguna lágrima con la escena final. Te sentirás identificado y te acordarás de muchas cosas. Te recomiendo que veas la película. No te va a decepcionar.

Podría escribir muchas líneas más acerca de este largometraje, sin embargo, creo que es mejor que la veáis sabiendo lo mínimo posible. Así la disfrutaréis mucho más.


miércoles, 25 de noviembre de 2015

«Nunca dejes de sonreír» — Relato



No, no quiero. No puedo volver a encender la luz. Prefiero quedarme aquí tumbado, bajo el cobijo de lmi manta. Desde que tengo memoria he sentido como estas telas me han protegido de todos los peligros. De pequeño de las sombras que me aterraba, ahora de mi cabeza intranquila, de mis pensamientos errantes y de mis lágrimas afiladas.

Sé que no tiene ningún sentido ocultarse, que aunque me tire aquí todo lo que resta de mi vida el problema no desaparecerá. Es permanente y debo vivir con ello. Es como el ancla de ese barco pirata con el que soñaba de niño después de ver Peter Pan. Tengo que aprender a hacerlo, pero no es fácil. Duele como si me clavaran mil puñales en un solo segundo, por ello lo simple sería quedarme aquí, encerrado, esperando a que en algún momento las alegría vuelva a llamar a mi puerta y que la sonrisa vuelva a reflejarse en mi rostro. A que algún intrépido sentimiento aventurero avance en contra del resto y vuelva a colocarme la boca en su forma predilecta. 

martes, 24 de noviembre de 2015

Pregunta de la semana #9: ¿Qué series te emocionaron durante tu infancia?

En la nueva Pregunta de la semana quiero ponerme un poco nostálgico. Toca mirar atrás, a esa época en la que no teníamos más de diez años, en la que gastábamos una gran parte de nuestro tiempo delante del televisor sin ninguna preocupación extra. Ya que la semana pasada me contasteis que las emociones no os afectan a la hora de meteros en historias, ahora quiero que me digáis qué series os hacían emocionaros más cuando erais muy pequeños.



¿Qué series te emocionaron en tu infancia?

sábado, 21 de noviembre de 2015

El día de las librerías con ViveLibro y Amarante

El viernes 13 de noviembre, fecha que tristemente todos vamos a recordar a partir de ahora, tuve el placer de ser invitado a un evento que la editorial ViveLibro y la editorial Amarante organizaron por ser el día de las librerías. No fue nada extravagante, simplemente sus autores iban a pasar por tres tiendas, dejar un ejemplar firmado y hablar un poco con los dependientes y compradores, pero para cualquier friki de la lectura es un planazo.


miércoles, 18 de noviembre de 2015

«Hadas con tacones afliados» de Rubén Sánchez Fernández — Reseña

Hace un par de semanas fui muy afortunado. Tras acabar de leer Sueños de piedra, tenía muchas ganas de ponerme con algo policiaco, con alguna novela que tuviera relación con el mundo del Derecho que me absorbe tantas horas a la semana. Tuve suerte, ya que Rubén Sánchez, el autor del libro Hadas con tacones afilados se puso en contacto conmigo y me ofreció leer su creación. Ha merecido la pena perderme por sus páginas.



Título: Hadas con tacones afilados
Editorial: Círculo Rojo
Género: Policiaca
Páginas: 390
Precio: 2,84€ versión digital y 14,25€ versión física

lunes, 16 de noviembre de 2015

Pregunta de la semana #8: ¿Te afecta el estado de ánimo a la hora de leer?

A pesar de que las entradas de la sección «La pregunta de la semana» no os las suelo traer los lunes, como por falta de tiempo no he publicado en el otro blog —visitadlo los que no lo conozcáis—, os traigo un post aquí, ya que no quiero que mi espacio esté falto de contenido. 

Después de todo lo que ha pasado este fin de semana, me he dado cuenta hoy por la mañana, mientras iba a clase, que no he abierto ninguna novela durante estos días, que en un estado de ánimo bajo no me apetece leer. No necesito ficción si la realidad es en sí una historia de terror.

Por eso quería preguntaros:



¿Os afecta el estado de ánimo a la hora de poneros a leer?

sábado, 14 de noviembre de 2015

«En la barra del bar» — Relato

Estaba sentado en el bar, observando fijamente la jarra de cerveza que tenía delante. ¿Le estaba devolviendo la mirada? Era probable. Hoy había decepcionado a todo el mundo.



No había cumplido los objetivos propuestos por su jefe. Tenía que haber recaudado más de quince mil euros en ventas y apenas llegó a la triste cifra de tres mil. Su mujer había descubierto que las noches que decía que iba a trabajar a la oficina se las pasaba en el bar de enfrente, cerveza en mano, bebiendo hasta el amanecer, sin ningún tipo de ambición. Además había olvidado por completo el cumpleaños de su niña de cuatro años. Ella solo quería soplar las velas con él, como habían hecho desde que tenía memoria. 

jueves, 12 de noviembre de 2015

Pregunta de la semana #7: ¿Te gusta leer en formato digital?

La tecnología está ayudándonos a mejorar en todos los aspectos. Nuestra vida se ha vuelto mucho más fácil desde que tenemos una serie de máquinas que nos facilitan las tareas: desde lavadoras a teléfonos móviles, que son casi más potentes que un ordenador.

Sin embargo, en el terreno de la literatura, muchos lectores son reacios a dar el salto a lo digital. En su defensa esgrimen razones románticas sobre lo que evoca leer el papel. ¿Vosotros qué pensáis?


¿Os gusta leer de forma digital?

miércoles, 11 de noviembre de 2015

Reseña de «Bajo el paraguas azul» de Elena Martínez

Mis años de colegio e instituto fueron muy tranquilos. Con todo lo que se puede leer y ver en las noticias hoy en día me siento hasta afortunado, y que tenga este sentimiento es una gran lacra para nuestra sociedad. Bajo el paraguas azul trata un tema que afecta a muchos niños y adolescentes del mundo: el acoso o bullying, independientemente de cómo lo quieras llamar. Concretamente, nos encontramos ante una enseñanza en forma de novela de los perjuicios que el ciberbullying puede ocasionar. ¿Me acompañas a mí y a Glauca en esta reseña?

Antes de comenzar, quiero dar las gracias a Elena Martínez por regalarme el libro e invitarme a su presentación. Un lujazo.



Título: Bajo el paraguas azul
Editorial: Nowevolution
Género: Drama, realista
Páginas: 177
Año de publicación: 2015
Precio: 13,30€ físico

sábado, 7 de noviembre de 2015

Top 5 películas Disney

Hoy vengo con una entrada que provocará la nostalgia de más de uno. Han pasado ya varios meses desde que hiciese el primer top 5 del blog. Entonces dije que sería una sección recurrente, no obstante, en pos de otras entradas que me parecieron más interesantes, se vio relegada. 

Esta vez traigo un nuevo post de esta sección que tanto os gustó —y que tanto debate generó—: Mi TOP 5 de películas Disney.



Antes de empezar, quisiese hacer unas aclaraciones:

  • Este top se basa en mis gustos personales
  • Únicamente entran películas que haya visto
  • Pixar, Marvel y LucasArts, a pesar de que ahora formen parte de la compañía americana, no entran en esta clasificación.

viernes, 6 de noviembre de 2015

¿Qué es el Espacio Amarante-ViveLibro?

La semana pasada recibí una invitación muy especial. Hacía bastante tiempo que no tenía noticias de ViveLibro, así que ver un email de Chema Nieto —el responsable de redes— me hizo ilusión. En este mensaje se me comunicaba el nacimiento de «El espacio Amarante-ViveLibro». 



Ahora mucho os estaréis preguntando: ¿y esto qué demonios es? Normal, si lo hubieseis descubierto ya deberíais presentar uno de estos programas de las madrugadas del tarot —aunque piense que su único poder consiste en saber vaciar una cartera—. ¿Qué mejor que su nota de prensa para saberlo?

miércoles, 4 de noviembre de 2015

Reseña de «Sueños de piedra» de Iria G. Parente y Selene M. Pétalos

Hoy vengo con la reseña de Sueños de piedra. Fantasía juvenil que no es como la fantasía juvenil.





Título: Sueños de piedra
Editorial: Nocturna
Colección: Literatura mágica
Género: Fantasía
Páginas: 573




Érase una vez un reino muy, muy lejano donde un príncipe premió a un mago por ayudar a rescatar a una joven en apuros. Encantador. Lástima que nada de esto sea verdad. En realidad, el príncipe sueña con gloria y venganza; el mago, con que sus hechizos no sean siempre un desastre y la joven en apuros, con huir de un pasado que la atormenta... y del recuerdo del hombre al que ha matado. Érase una vez...



Tengo que admitirlo, no soy un fiel lector del género juvenil. Sí que ha habido novelas que me han encantado, como La lección de August y que considero que todo el mundo debería leer, pero no es una categoría de libros en la que me suela perder. Sin embargo, esta vez no puedo estar más contento de haberlo hecho. Sueños de piedra, el último libro conjunto de Iria G. Parente y Selene M. Pétalos es la perfecta simbiosis entre fantasía y juventud, entre aventuras y enseñanzas, y sobre todo, entre sueños y realidad. Vayamos a por su reseña.

Tras Alianzas, la primera novela de la saga Cuentos de Luna llena, estas dos jóvenes escritoras vuelven a la palestra con una novela fantástica autoconclusiva: Sueños de piedra. Esta vez nos transportarán a Marabilia para presenciar la historia de tres personajes de orígenes totalmente distintos, pero que no tardarán en descubrir que tienen en común más de lo que se imagina.



La novela comienza cuando Lynne, una prostituta que acaba de escapar del burdel donde la obligaban a ejercer, se encuentra con Arthmael, el Príncipe del Reino de Silfos. al que su padre le acaba de dar la terrible noticia de que no será él su sucesor, sino su hermanastro, un bastardo que el Rey concibió años antes de casarse con la madre de nuestro protagonista. Ante esta situación, ambos escapan de las murallas de la ciudad para comenzar un viaje con dos objetivos muy distintos: ella, demostrarse a sí misma que vale para más cosas, que es capaz de perseguir su sueño de ser mercader; él, para protagonizar cientos de aventuras que demuestren a su padre que es el mejor líder que Silfos puede tener.



Nada más salir se encontrarán con su tercer acompañante: Hazan. Un aprendiz de hechicero al que la magia no se le da especialmente bien, pero que aportará más de un momento cómico, tierno y fantástico a la historia. Será uno de los pilares fundamentales para que la pareja consiga cumplir sus metas. Será la excusa para que nuestros héroes viajen conjuntamente, ya que la hermana del pequeño se encuentra terriblemente enferma, por lo que nuestros héroes se ofrecerán a ayudarla, cada uno por motivos totalmente egoístas, al menos al principio.



Sueños de piedra es una historia de fantasía, pero no de las que estamos acostumbrados a ver. En las páginas de esta novela la fantasía es ambiental. ¿Qué quiere decir esto? Que no esperéis encontraros con cientos de sucesos mágicos, ni que esta tenga un pilar fundamental en la historia. Nos encontramos ante una trama cuyo fundamento son los personajes. Serán Lynne y Arthmael quienes sujeten el peso de la historia. Sus aspiraciones, pensamientos y sentimientos serán su eje: nos emocionaremos con ellos, lloraremos y sonreiremos. Todo ello se consigue gracias a la gran pluma de las autoras, que describen a la perfección todo lo que pasa por las cabezas de los protagonistas —aunque tengo que decir que en algunos capítulos esto se me ha hecho un poco pesado, pero nada insoportable—.

Si me tuviese que quedar con uno de ellos sería con Lynne. Es más, estoy seguro que cualquiera que lea la novela identificará que es ella en quién las escritoras han puesto un mayor mimo. Lynne es una prostituta obligada, sometida. Desde pequeña la están obligando a ejercer. Aunque a algunas le vale, para ella no es suficiente. Sabe que vale mucho más. Por ello quiere cumplir su sueño: ser una persona tan respetable como lo fue su padre. Quiere emularlo, convertirse en mercader y viajará por todo el mundo c¡para conseguirlo. 

Lynne representa a todos aquellos —hombres y mujeres— que son inseguros, a aquellos que creen que no valen para lograr sus sueños porque alguien les ha obligado a pensar que no son suficiente. Viajad con ella, os enseñará más de una lección.

A pesar de ser una novela de corte juvenil, se atreve a tocar temas que no vemos en otros exponentes del género: 

  • Sexo: es uno de los temas principales y contamos con bastantes escenas. Algunas buenas y otras tétricas. Pero como la propia Iria ha dicho en más de una ocasión: «Los jóvenes también tenemos relaciones sexuales». Ya era hora de que en algún libro pudiésemos hablar de ello.
  • Prostitución: ¿cuántos libros juveniles conocéis que se hable de esto? Yo ninguno, y es una pena. Hay que quitar el tabú que recae sobre esta actividad, ya no solo en los jóvenes, sino en la sociedad.


Además, trata otros mucho menos polémicos, pero que enfoca de una manera envidiable:

  • Aprenderemos cómo dejar el pasado atrás. Nos enseñarán que para ello hay que cicatrizar algunas heridas que pueden tardar mucho en sanar y que no todos lo hacemos al mismo ritmo.
  • Cómo una aventura, un viaje, pueden cambiar nuestra manera de ver las cosas. Como en unos pocos días fuera de nuestras paredes podemos sufrir una completa metamorfosis.
  • Que el amor no significa renunciar a tus sueños, no significa encadenarte a otra persona, sino que es que te completen y que te hagan ser mejor. Que crean en ti más que en nadie más. 
  • Una reivindicación del papel de la mujer. Hemos visto a Iria defendiendo esto por twitter en múltiples ocasiones, pero siempre he pensado que con una historia las cosas se aprenden mejor. Se volverá a remarcar la importancia que tienen las mujeres en el mundo, a dejar claro que no son la sombra de los hombres. Y es que a estas alturas es muy triste pensar que hay gente que todavía lo piensa.


Todo esto lo descubriremos a través de los puntos de vista de cada personaje. Los capítulos están divididos entre aquellos que narra Lynne y los que lo hace Arthmael en primera persona. Solo de esta forma se podría descubrir qué les pasa por la cabeza.

Por último respecto de la edición encontramos un libro de tapa blanda con solapas —mi favorito—. Una portada que a mi punto de vista describe bien lo que es la novela y unos capítulos iniciados con el nombre de cada personaje más un pequeño detalle, como podéis ver en las fotografías. Lo único que he echado en falta es que hubiesen incluido alguna de las ilustraciones que se han podido ver a medio de promoción en internet. Porque sí, los dibujitos en los libros molan.



Os recomiendo encarecidamente la novela. La he disfrutado mucho. Si bien pienso que está un escalón por debajo de Alianzas en cuanto a la trama, creo que la forma de narrar de las autoras ha mejorado mucho.

¿Le daréis una oportunidad?



martes, 3 de noviembre de 2015

Pregunta de la semana #6: ¿Te gusta leer en la cama?

Lo primero, sí. lo sé. No ha habido pregunta de la semana en las dos últimas semanas. Quería pediros perdón por ello, pero la verdad es que la Universidad y este nuevo proyecto (es un blog) están consumiendo parte de mi tiempo, así que ahora planeo traerlas en cuanto tenga un hueco. Sin más dilación, pasemos a la pregunta de la semana #6.

Para esta semana tengo una cuestión muy simple: