viernes, 22 de abril de 2016

Pregunta de la semana #23: ¿Qué haces cuando terminas de leer un libro? | Carmelo Beltrán

Las respuestas a la pregunta de la semana pasada me sorprendieron. Pensaba que iba de los más rezagados en cuanto a al consecución de la meta lectora de este año, pero la realidad es que, entre los que tienen objetivos similares, mantengo un buen ritmo, y es que si quiero leer treinta novelas, llevar catorce a mitad de abril no está nada mal. La decimoquinta no tardará en caer. Pero todo esto es ya tema de la semana pasada, en esta tenemos que hablar de algo totalmente distinto: ¿qué haces cuando terminas de leer un libro?



¿Qué haces cuando terminas de leer un libro?


Con esta respuesta vais a aprender un poco de mi parte blogger y otro poco de mis manías literarias.

Respecto de mis manías, la verdad es que, desde que tengo memoria, tengo la costumbre de no comenzar un libro hasta un día después de haber terminado el anterior. Sé que hay bloggers literarios que leen varios a la vez o que dan el pistoletazo de salida con su siguiente lectura nada más terminar la que tienen entre manos, pero yo no puedo. Necesito digerir la historia.

Mi parte blogger va bastante de la mano con mis manías, ya que ese día que me tomo de relajación de la literatura lo suelo utilizar para escribir la reseña correspondiente. Prefiero no comenzar otra obra y que se me mezclen las emociones en la cabeza. Cuando sepa claramente qué voy a decir de un libro es el momento en el que puedo comenzar otro.

Sé que puede resultar un poco raro todo lo que os he contado, pero cada cual es como es. 

¿Vosotros qué hacéis cuando termináis un libro? ¿Empezáis otro directamente u os dais un poco de tiempo de descanso? Dejádmelo en los comentarios, que ya sabéis que la sección de la Pregunta de la Semana la hacéis vosotros.


21 comentarios:

  1. Yo también me tomo un tiempo para escribir que me pareció, o para sufrirlo. Porque sufrirlo? porque si ame el libro, me dan ganas de buscar otro con una trama parecida o del mismo genero porque me quedo con las ganas de seguir leyendo. y como cada libro es único, nunca encuentro otro que me llene igual y sufro un bloqueo de lectura. Pero me resulta mas sencillo si el libro me pareció normal, puedo leer uno casi una hora después. Sip, soy bastante rara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, cada libro es un mundo en el que nos perdemos, y como la vida misma puede resultar bueno o malo.

      Eliminar
  2. Tenemos las mismas manías.
    Yo también necesito un tiempo para asimilar la historia y, antes de escribir la reseña, escribo en un pequeño bloc las ideas principales que quiero plasmar. Igualmente no soy capaz de empezar otro libro hasta que no haya escrito la reseña, lo cual intento hacer lo antes posible porque estoy deseando empezar otro libro.
    Es algo extraño porque asocio a la reseña mis emociones, y si empezase otra novela antes de escribir la reseña del anterior se mezclarían las emociones que me hace sentir cada libro y no saldría una reseña fiel. Me ha pasado un par de veces que he tardado más de la cuenta en escribir una reseña.

    Qué cosas tenemos los blogger :P
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  3. También escribo la reseña, porque si no se me olvida lo que pasa, pero el resto depende del libro.
    Normalmente espero para asimilarlo todo, pero hay algunos más de "transición" entre dos de literatura juvenil en los que no pasa nada importante y me pongo inmediatamente con otro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está muy interesante, Sara. Gracias por participar.

      Eliminar
  4. Cuando termino un libro sé que me ha encantado porque no puedo creer que lo haya terminado, e incluso me pongo triste y no puedo empezar un libro hasta el día siguiente o más tiempo. Si me ha gustado y estoy en plena racha, comienzo inmediatamente el siguiente (en especial si tiene segundas partes o terceras)
    ¿Y si no me ha gustado? Los libros que no me gustan no los termino jajaja

    ResponderEliminar
  5. Suspiro, pienso en como se dio toda la historia hasta el próximo colectivo para iniciar otro libro del montón que tengo pendiente, no hay nada más triste en mi vida que un viaje sin un libro ...

    ResponderEliminar
  6. Suspiro, pienso en como se dio toda la historia hasta el próximo colectivo para iniciar otro libro del montón que tengo pendiente, no hay nada más triste en mi vida que un viaje sin un libro ...

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola!

    Pues yo también me tomo un día o dos libre entre lectura y lectura por los mismos motivos que tú. Sinceramente no entiendo a las personas que pueden leer varios libros a la vez (en incluso 5 o 6 al mismo tiempo), lo respeto pero no sé cómo lo hacen ni cómo logran no mezclan historias y sentimientos xD Cada novela te hace sentir una cosa diferente, así que para mi sería como mezclar todo eso y no sé qué puede salir de ahí O_O

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  8. Holaa!

    A mí me pasa como a tí. Si acabo un libro necesito hacer la reseña antes de empezar a leer otro porque si no se me mezclan las ideas y a parte no disfruto igual de la historia, ah y soy incapaz de leer dos historias a la vez. No lo soporto y a parte mi capacidad intelectual lectora por lo que se ve está algo limitada en ese sentido. Un beso ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que es porque nos implicamos tanto en una historia que no sabemos cómo dejarla atrás.

      Eliminar
  9. Mmmm una gran pregunta, la verdad es que depende del libro en cuestión, se me ha dejado un regusto amargo no dudo en buscar otro que me quite ese mal sabor de boca... pero si por el contrario son de esos que te dejan una resaca literaria... me puedo tirar más de un día intentando asimilar lo que ha pasado.
    Y de mi parte blogger tengo que decir que soy incapaz de hacer una reseña un día después de leerlo, quizás porque al tener tan intensificados los sentimientos no lo hago con la cabeza, sino con el corazón, lo que a veces puede dar lugar que tras releer la reseña una semana después siento que no plasmé cuanto debería.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué difícil es esto de ser blogger. Cuesta mucho transmitir qué nos hace sentir una novela.

      Eliminar
  10. No sabes cómo me sentí de identificada contigo en este artículo. A mí los libros me inundan y de repente me cuesta trabajo salir de ellos, tengo que acomodar mis ideas (también para poder escribir) y digerir las historias, a veces unos libros tardan más que otros y no puedo comenzar uno nuevo hasta que termina ese proceso.

    Un saludo enorme y felicidades, me encanta tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Me alegro de que te guste. Espero verte más por aquí ^^.

      Eliminar
  11. Antes solía dejar pasar al menos un día entre lectura y lectura, de otra manera sentía que estaba desvalorizando el libro que leía anteriormente, que no le daba la importancia que tenía. Lamentablemente, ahora con el instituto casi no tengo tiempo de leer, así que cuando llega el fin de semana intento leer todo lo que puedo, sin dejar huecos...
    Saludos...

    ResponderEliminar
  12. Hola. Pues hago lo mismo que tu, tengo que terminar uno, dejar que pase uno o dos días y empezar otro. Eso sí, una vez que haya terminado de leer un libro, empiezo a recordar toda la trama.
    Saludos.

    ResponderEliminar